Esto es lo que debe contener un contrato con un trabajador del hogar

Uno de los aspectos que se regulan en las nuevas disposiciones, es el de los requisitos mínimos de un contrato laboral entre la persona trabajadora del hogar y su empleador.

Al respecto, el Artículo 331-Ter establece que el trabajo del hogar deberá fijarse mediante contrato por escrito, de conformidad con la legislación nacional o con convenios colectivos, que incluya como mínimo:

  1. El nombre y apellidos de la persona empleadora y de la persona trabajadora del hogar
  2. La dirección del lugar de trabajo habitual
  3. La fecha de inicio del contrato y, cuando éste se suscriba para un período específico, su duración
  4. El tipo de trabajo por realizar
  5. La remuneración, el método de cálculo de esta y la periodicidad de los pagos
  6. Las horas de trabajo
  7. Las vacaciones anuales pagadas y los períodos de descanso diario y semanal
  8. El suministro de alimentos y alojamiento, cuando proceda
  9. Las condiciones relativas a la terminación de la relación de trabajo
  10. Las herramientas de trabajo que serán brindadas para el correcto desempeño de las actividades laborales.

Queda prohibido solicitar constancia o prueba de no gravidez para la contratación de una mujer como trabajadora del hogar; y no podrá despedirse a una persona trabajadora embarazada, de ser el caso, el despido se presumirá como discriminación.

En caso de que la persona empleadora requiera que la trabajadora del hogar utilice uniforme o ropa de trabajo, el costo de estos quedará a cargo de la persona empleadora.

El contrato de trabajo se establecerá sin distinción de condiciones, al tratarse de personas trabajadoras del hogar migrantes.

Cabe aclarar que las personas trabajadoras del hogar contarán con las siguientes prestaciones conforme a las disposiciones de la presente Ley y estarán comprendidas en el régimen obligatorio del seguro social:

  • Vacaciones
  • Prima vacacional
  • Pago de días de descanso
  • Acceso obligatorio a la seguridad social
  • Aguinaldo
  • Cualquier otra prestación que se pudieren pactar entre las partes

Dado lo anterior, es conveniente que aquellas personas empleadoras que tienen actualmente una relación laboral con un trabajador del hogar, o bien, que estén por establecer una relación, tengan presentes estos requisitos mínimos del contrato, que elaboren uno que cumpla con estas condiciones, de preferencia con la asesoría de un experto en la materia, y que creen un archivo con toda la documentación necesaria y relevante para la contratación laboral.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.